Colombia patenta gotas para la presbicia

Las gotas ‘Fov Tears’, inventadas por el oftamólogo Felipe Vejarano para mejorar la visión de los pacientes con presbicia, es decir, aquellos que no pueden ver bien de cerca, acaban de recibir por parte de la Superintendencia de Industria y Comercio una patente que las certifica como una creación única en todo el país. Gozan de ser un producto innovador, que no a cualquiera se le puede ocurrir y que es potencialmente industrializable.

La función de estas gotas es ejercitar el músculo ciliar de los ojos (el encargado de enfocar). Son el segundo tratamiento farmacológico para tratar la presbicia más nombrado en el mundo, gracias a la publicidad que pacientes satisfechos le hacen y al trabajo arduo del doctor por llevarlas a conocer a congresos médicos.

Para hacer efectiva una patente la Superintendencia de Industria y Comercio divulga un documento de acceso público con las nuevas invenciones para que quienes tengan alguna oposición puedan hacerla. En este caso, dos reconocidos laboratorios del país presentaron apelaciones en contra de las gotas para la presbicia. Afirmaban que ya existían previamente, sin embargo, al carecer de más fundamento se demostró que no era así.

Actualmente, el doctor Vejarano, egresado de la Fundación Oftalmológica de Santander, adelanta un protocolo de estudio clínico avalado por una agencia del medicamento de reconocimiento mundial. La idea es evaluar durante tres meses a un grupo de pacientes que se aplique continuamente las gotas y a partir de resultados concretos de eficacia y seguridad del producto, demostrar su base científica y no comercial.

En Colombia la fabricación de las gotas está a cargo de un laboratorio magistral de Bogotá, el cual cuenta con el certificado de buenas prácticas de elaboración del Invima. Allí, con la fórmula del doctor Vejarano se producen frascos personalizados que le llegan a los pacientes a la puerta de su casa. “Así evitamos inconvenientes”, explica.

Un laboratorio magistral de Canadá, se encuentra interesado en producir las gotas ‘FOV TEARS’, lo cual entusiasma mucho al doctor Vejarano, quien cree que es una oportunidad clave para demostrarle a la FDA (Food and Drug Administration: Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos) que su tratamiento farmacológico funciona y tiene buenas prácticas de elaboración.

Las gotas ‘FOV TEARS’ siguen siendo estudiadas por Argentina, Brasil, China, India, México, Venezuela, Rusia y la Comunidad Europea. Se espera poder recibir más patentes e iniciar la producción en estos países.

Hasta el momento, solo seis especialistas encuentran acreditados para emplear las gotas con sus pacientes en Colombia. Sin embargo, cada vez son más quienes las reclaman durante las consultas. Dentro de quince días, llegará a Popayán un oftamólogo venezolano a acreditarse en el uso de ellas. Quienes quieran iniciar la aplicación de estas gotas para mejorar la visión de cerca deben saber que no todo el mundo es apto para usarlas. Lo ideal es que cada paciente se someta a una serie de exámenes previos que evalúen la salud de sus ojos.

El oftamólogo Vejarano enfatiza que no busca una venta masiva de su producto. No quiere que alguien lo consiga en una droguería, lo use sin indicaciones y luego diga que no funciona. Mientras él tenga la patente de su creación recomendará que sea vendida siempre bajo fórmula médica, incluso si llega a ser fabricada a gran escala por algún laboratorio. El especialista Vejarano trabaja de la mano de dos bufetes de abogados. Uno, especializado en propiedad intelectual, con sede en San Francisco, Estados Unidos. Y otro en Cali, que lo asesora en los demás asuntos legales.

El reto de este oftamólogo, de 50 años, es ser reconocido en la comunidad científica con un producto efectivo que ayude a mejorar la calidad de vida de los pacientes con presbicia.

Tenga en cuenta:

– El uso de las gotas ‘FOV TEARS’ es estrictamente para aquellos pacientes que padezcan presbicia.

– La consulta Integral de Oftalmología es una valoración que los especialistas acreditados por la Fundación Oftamológica Vejarano realizan para conocer si el paciente es apto o no para aplicarse las gotas.

-Las gotas ‘FOV TEARS’ no se encuentran en cualquier farmacia. Sospeche de que alguien se las vendan sin hacer un estudio previo.

-Un chequeo oftamológico debe hacerse mínimo una vez al año.

-La presbicia es un pérdida de la capacidad de acomodación del ojo, que empieza a ocurrir a partir de los 40 años como consecuencia del envejecimiento natural de la vista. Es una afectación que impide observar a distancias cercanas.

 

Origen: Colombia patenta gotas para la presbicia

Deja un comentario