Argentina: La Facultad de Ciencias Exactas de La Plata busca producir aceite de marihuana bajo en THC

La UNLP apoya el uso médico del cannabis

El presidente de la Universidad Nacional de La Plata, Raúl Perdomo, recibió esta mañana a la diputada nacional del partido Socialista Gabriela Troiano que junto a otros legisladores impulsa un proyecto de ley para permitir el consumo de marihuana para usos medicinales. Además estuvieron presentes el decano de Ciencias Exactas, Carlos Naón y el director del Laboratorio de Investigación y Desarrollo de Bioactivos de la unidad académica, Luis Bruno Blanch, que impulsan un proyecto para producir aceite de cannabis medicinal.

por Blanco Negro

Aceite

El proyecto busca cambiar el artículo 29 de la Ley Nacional de Estupefacientes para permitir el consumo, la tenencia y la producción de la planta en todas sus variedades, compuestos y activos, tanto para fines terapéuticos como para la investigación, cuando el objetivo sea el control de los síntomas y los cuidados paliativos.

Durante el encuentro, el titular de la UNLP se mostró dispuesto a apoyar toda iniciativa científica motorizada con fines terapéuticos o paliativos del dolor de todos aquellos que sufren una enfermedad. Perdomo ofreció los medios institucionales y los recursos humanos de la Universidad para lograrlo.

En la reunión, la Facultad de Ciencias Exactas hizo entrega al presidente de la UNLP de un proyecto impulsado por el Laboratorio de Investigación y Desarrollo de Bioactivos para la producción de cannabinoides a partir de la extracción, purificación e identificación de Cannabis Sativa L, orientado a obtener cannabidiol (CBD), compuesto al cual se le asignan actividad anticonvulsiva, con la menor presencia de delta-9-tetrahidro-cannabinol (THC), asociado al efecto psicoactivo.

“En una etapa posterior, el trabajo se orientaría a la preparación de estándares para control y evaluación de medicamento”, adelantó su director, el doctor Luis Bruno Blanch.

La iniciativa también incluiría la entrega de distintos cannabinoides controlados en calidad y cantidad, a instituciones públicas autorizadas para ser evaluadas y dispensadas como potenciales medicamentos en enfermedades huérfanas, en especial epilepsia refractaria que no responde a tratamientos tradicionales, como una forma de aportar una solución a los pacientes, evitándose además la importación del medicamento.

EL ANTECEDENTE EN MEDICINA

Cabe recordar que en la Facultad de Ciencias Médicas de la UNLP, el profesor Marcelo Morante comenzó años atrás el primer proyecto investigación desde una universidad pública nacional sobre el uso medicinal de la marihuana tanto para la epilepsia refractaria como para el tratamiento del dolor.

“Para hablar de cannabis medicinal tiene que haber una fuente legal de la sustancia, tiene que estar el médico que controla la indicación, dosis, interacciones y efectos adversos a corto y largo plazo”, afirmó el especialista. Por esto, el aporte de Ingeniería sería clave.

Las recurrentes convulsiones que padecen los niños con epilepsia refractaria, pueden ser hasta 600 por día, dejan secuelas e inciden en el desarrollo del vocabulario, la motricidad y la alimentación, comprometiendo el futuro de estos pacientes. Está demostrado que en muchos casos, el aceite de cannabis disminuyó notablemente los episodios.

Por otra parte, Morante destacó que como efecto secundario el cannabis sólo ocasiona somnolencia, incoordinación motora y vómitos. “Esto habla de su muy baja toxicidad, pudiendo aprovecharse también para otro tipo de pacientes dado que mejora el humor, sueño, dolor y apetito”, dijo el médico.

Deja un comentario