Brasil confirma 88 casos de microcefalia causada por el zika

Brasília - O diretor do Departamento de Vigilância de Doenças Transmissíveis do Ministério da Saúde, Cláudio Maierovitch, explica mudanças no protocolo para diagnósticos e notificações de casos de microcefali

Aline Leal – Reportera de Agência Brasil.- Un informe publicado el miércoles (9) por el Ministerio de Salud confirmó 745 casos de microcefalia y otras alteraciones en el sistema nervioso que pueden haberse originado de infección congénita, distribuidos por 18 estados de Brasil. Hasta el momento, 88 casos han sido relacionados con el virus del Zika, pero este número, según el ministerio, no representa bien la realidad. Los datos cubren el período de octubre de 2015 al pasado día 5.

“Un pequeño número de esas confirmaciones debe tener otras causas”, añadió el director de Vigilancia de Enfermedades Transmisibles del Ministerio de Salud, Cláudio Maierovitch. Según él, en comparación con el aumento de casos de malformaciones en bebés causadas por el virus del Zika, hay una cantidad irrelevante de otras causas, como la sífilis, la rubéola y el citomegalovirus.

El ministerio investiga 4.231 casos más en que se sospecha de malformaciones, para confirmarlas o no. Desde octubre del año pasado, se han reportado 6.158 casos sospechosos de microcefalia en Brasil, de los cuales 1.182 fueron descartados. Las investigaciones se iniciaron en noviembre, pero hay registros de niños que nacieron con la malformación antes de eso.

Hasta el 5 de marzo, fueron registradas 157 muertes de niños con indicios de microcefalia y / o alteración del sistema nervioso central después del nacimiento o durante el embarazo. De esas muertes, 37 fueron confirmadas con el cuadro, 102 están aún bajo investigación y 28 fueron descartadas.

Los datos ahora incluyen registros de casos que tengan en cuenta el nuevo protocolo del Ministerio de Salud para las medidas máximas de circunferencia de cabeza que llevan a sospecha de microcefalia: 31,9 cm para varones y 31,5 para niñas. El cambio de protocolo sigue las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS).
Traducción: Leonardo Vieira

Deja un comentario