Argentina: ministro de salud viaja a la India para negociar compra de genérico contra hepatitis C

hepcvir-sofosbuvir-400mg
Agencias.- el viaje apuntaría a que la versión genérica del fármaco Sovaldi llegue al mercado nacional. El laboratorio productor tiene un acuerdo con Gilead, dueño de la patente, por lo que podría llegarse a un convenio favorable. No se sabe ni las condiciones ni el precio, que es el tema que más polémica genera en el planeta.

En uno de sus primeros viajes importantes al exterior, el ministro de Salud nacional Daniel Gollan está en India, informaron varias fuentes del sector. Si bien desde la cartera nacional no hay información oficial, algunas versiones indican que el motivo fundamental del viaje sería negociar la llegada de medicamentos genéricos producidos en el gigante asiático al mercado argentino. En especial, la idea del funcionario es acordar que la versión genérica de Sovaldi, el fármaco de última generación para combatir la hepatitis C, que generó polémica en todo el mundo por su alto valor.

Según publico el portal especializado Pharmabiz, la visita de Gollan a India tendría como objetivo de establecer “acuerdos con compañías de genéricos y sumar esos productos a los programas que dependen de la cartera de Salud en la Argentina”. En especial, el ministro apuntaría es incorporar el genérico de Sovaldi, que produce el laboratorio norteamericana Gilead, para tratar pacientes argentino.

“Las conversaciones que habría iniciado el ministro de Salud serían con la compañía india Cipla. Aunque en realidad Gilead firmó un acuerdo con siete compañías de ese país para autorizarlas a manufacturar y comercializar el genérico de Sovaldi con destino a 29 naciones”, remarcó Pharmabiz. Las compañías son además de Cipla; Cadila; Hetero Labs; Mylan Laboratories; Ranbaxy; Sequent Scientific y Strides Arcolab.

Lo que más preocupa a los especialistas sobre Sovaldi es su precio, que genera polémica n todo el mundo. Hasta el momento, una de las terapias más comunes contra la hepatitis C es el interferón, menos efectivo y con mayores efectos secundarios. “Es otro mecanismo. Tiene mucho menos efecto antiviral, mucha menos eficacia y además es una medicación inyectable con una cantidad muy importante de efectos colaterales (fiebre, anemia, depresión, problemas de tiroides y un síndrome gripal que el paciente tolera mal) que estos nuevos medicamentos no tienen. Muchos pacientes no pueden recibirlo y la posibilidad de cura es claramente menor, tiene como mínimo un 20 por ciento menos de eficacia”, precisó Gadano, que es además vicepresidente de la Asociación Argentina Para las Enfermedades del Hígado.

Los medicamentos para la hepatitis C fueron evolucionando desde el lanzamiento del interferón en 1991, con la incorporación de la rivabirina cinco años después y el interferón pegilado en 2001. Pero estos nuevos agentes antivirales de acción directa son un salto superador, afirman los especialistas. Actúan inhibiendo varios “sitios” en el hígado que el virus necesita para multiplicarse, entonces al no poder replicarse se muere y se elimina. Los tratamientos duran tres meses (en algunos casos seis) y se administran en forma de pastillas. “Prácticamente no tienen efectos colaterales y la tasa de cura es del 90 por ciento de los pacientes y en algunas poblaciones más”, dice Gadano y agrega: “Es de los cambios más importantes en la medicina en los últimos años. Es la única enfermedad crónica que en tan poco tiempo tiene un tratamiento que la cure”.

Deja un comentario