Crean dispositivo que administra medicinas por control remoto

Un dispositivo administra medicamentos por control remoto

computerhoy.com.- Un equipo de investigadores de la Washington University School of Medicine en St. Louis y de la University of Illinois at Urbana-Champaign en EE.UU ha desarrollado un dispositivo inalámbrico tan fino como un cabello humano y que tiene la capacidad de administrar diversos medicamentos al cerebro por control remoto.

Este aparato, que supone un gran paso para la farmacología, se basa en trabajos anteriores de optogenética, una tecnología que hace que las células cerebrales sean fotosensibles para después activar las áreas deseadas a través de destellos de luz. El dispositivo cuenta con cuatro cámaras para alojar medicamentos líquidos que se liberan a demanda al pulsar un botón.

Los científicos han probado que esta nueva tecnología médica puede ser utilizada para activar distintos circuitos cerebrales que permiten llevar a cabo el tratamiento del dolor, la depresión, la epilepsia o los trastornos neurológicos.

“Con uno de estos pequeños dispositivos implantados podríamos suministrar un fármaco a una región específica del cerebro y activarlo con la luz según sea necesario. Este enfoque podría proporcionar terapias mucho más específicas y con menos efectos secundarios”, afirma el Dr Michael R. Bruchas, uno de los investigadores principales.

Gracias a esta nueva tecnología, una vez implantado el aparato los médicos podrán administrar a sus pacientes los medicamentos que necesitan por control remoto con sólo pulsar un botón.

Está diseñado para funcionar mediante la tecnología de infrarrojos, que es que utiliza el mando a distancia de la televisión. “El dispositivo incorpora canales de microfluidos y bombas de microescala, pero es suave y puede permanecer en el tejido cerebral durante mucho tiempo sin causar inflamación o daño neuronal”, explica Jae-Woong Jeong, otro de los autores de la investigación.

Todos tus medicamentos en un sólo chip y sin inyecciones

Este grupo de expertos también cree que este tipo de dispositivos podrían aplicarse a otras zonas del sistema nervioso y del cuerpo, siempre que sea posible hacerlos más flexibles.

De momento, esta tecnología sólo se ha probado en un ensayo clínico con ratones, por lo que el siguiente paso consistiría en realizar pruebas con humanos. Los investigadores también esperar mejorar el sistema de compartimentos donde se alojan los medicamentos y sustituirlo por otro método que permita administrar los fármacos de manera continua, sin necesidad de sustituir el dispositivo.

[Fuente: Washington University School of Medicine]

 

Deja un comentario