Medicamentos en Honduras: “talón de Aquiles” está en la cadena de logística y suministros.

elheraldo.hn.- La ministra de Salud, Yolani Batres, admitió que el talón de Aquiles del sistema de abastecimiento de medicamentos está en la cadena de logística y suministros.

El Poder Ejecutivo advirtió que no permitirá que los medicamentos comprados con dinero del pueblo caigan en manos de “mafias entronizadas” en la Secretaría de Salud. En cadena nacional de radio y televisión, el presidente Juan Orlando Hernández ordenó ayer la intervención de farmacias, almacenes y bodegas de medicamentos ante el boicot descubierto por autoridades de Salud.
La intervención fue anunciada desde Bélgica, luego de aprobadas varias medidas como la compra de hasta 2,300 millones de lempiras en medicamentos, la ampliación de presupuestos a Salud y el Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS) y la dispensación de medicinas en redes de farmacias privadas. “Hemos decidido intervenir las farmacias, almacenes y bodegas para evitar que los malos empleados públicos, asociados a redes corruptas, continúen robando los medicamentos”, dijo el mandatario en cadena nacional.
Agregó que “la intervención de las farmacias, almacenes, bodegas de medicamentos y otros insumos médicos obedece a la urgente necesidad de asegurarnos que los fármacos comprados con dinero del pueblo hondureño lleguen a los enfermos que acuden al sistema de salud y que no continúen en manos de las mafias entronizadas en las mismas”. Hernández se dirigió a los hondureños desde Bruselas, Bélgica, donde participó el 10 y 11 de junio en la Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños y la Unión Europea (CELAC-UE).
Indicó que los hallazgos denunciados por autoridades sanitarias obligaron al gobierno a tomar acciones inmediatas, como las adoptadas el martes en Consejo de Ministros. Recordó que durante años los malos empleados públicos se han dado a la tarea de boicotear el sistema de salud al retener, esconder y, en casos graves, vender los medicamentos adquiridos por el gobierno para suplir a los hospitales estatales y que las personas más pobres del país tengan acceso a los mismos. Hernández informó que los empleados implicados en el boicot serán suspendidos y sustituidos por otro personal a fin de evitar que se siga ocultando el medicamento. También reiteró el llamado a la población para que utilice la línea 130 para denunciar actos de corrupción en la administración pública, como parte de la transparencia que impulsa el gobierno.
El mandatario dijo que no es posible que con el dinero asignado para la compra de fármacos y otros insumos no haya medicinas en los hospitales y centros de salud. Los casos de boicot dados a conocer por las autoridades de Salud que investigan la red de distribución de medicamentos evidenciaron el ocultamiento de diez millones de tabletas de acetaminofén que servirían a pacientes con dengue y chikungunya.
Nuevo sistema
El nuevo modelo que será adoptado por la Secretaría de Salud tiene tres retos importantes a superar para conseguir los resultados planteados. Estos son, según la Ministra de Salud, Yolani Batres, el almacenamiento, la distribución y la dispensación de los medicamentos. “Mirábamos que en el almacenamiento, la distribución y la dispensación habían brechas, habían cosas que nos obstaculizaban para llegar al paciente, seguíamos viendo en los medios de comunicación y sentíamos el clamor de la población al no encontrar el medicamento”, dijo la ministra.
“Para nosotros eso es algo que nos ahoga, es algo que nos da pena y definitivamente hay que responderle a la población y es por eso que se readecua el presupuesto para ampliar, tener más fondos y comprar más”, expresó la galena. Declaró que ahora que se contará con los fondos, lo que sigue es garantizar que esos medicamentos que se compren lleguen a los pacientes. “Ahora tenemos que garantizar, porque de nada sirve que nos estén aumentando y aumentando el presupuesto, comprando a precios justos, comprando transparentemente, pero el medicamento no está en manos del paciente”, afirmó Batres. “Algo novedoso es que aparte de aumentar el presupuesto o readecuar ese presupuesto, lo estamos haciendo en conjunto con el Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), pero tenemos que ser una sola red, respondiendo a las necesidades de la población de Honduras”, manifestó. Declaró que el talón de Aquiles del sistema de medicamentos está en la logística y que hoy por hoy tiene que modernizarse.
“El talón de Aquiles está en toda la cadena de logística y suministros, que hoy por hoy eso tiene que modernizarse, tiene que actualizarse y ponerse a la vanguardia”, afirmó la funcionaria. Declaró que esto es un proceso largo, por lo cual se empezará a solucionar el problema que más daño está causando a la población: la dispensación.
El nuevo modelo consiste en la integración de una red de farmacias en donde se suplirían ciertos medicamentos que la población no logre adquirir en las farmacias de los hospitales públicos.

Deja un comentario