Denuncian Plan Mundial de las Farmacéuticas para aumentar el consumo de medicamentos de alto costo en complicidad con la OMS

Prensa UURM-Observatorio Sudamericano de Patentes.-

ONGs de Latinoamérica alertaron en Ginebra una maniobra mundial de los laboratorios transnacionales para vender sus productos mediante un masiva, exclusiva y compulsiva prescripción de medicamentos de alto costo utilizando a los médicos para comercializar sus marcas.

La alerta lanzada por la “Unión de Usuarios Racionales de Medicamentos” (UURM) está fundamentada en la detección de una campaña mundial en los medios de comunicación de todos los países de habla hispana que están publicando noticias orientadas a instalar en la opinión pública y en los gobiernos, la falsa idea de que solamente deben adquirirse medicinas a través de recetas (récipes) de medicamentos mediante estrategias de lobby, compra de voluntades y corrupción de los médicos.

“En este momento existe una campaña mundial organizada por los laboratorios farmacéuticos internacionales y la OMS para inducir a la compra y el consumo de medicamentos de alto costo” aseguro el vocero de la UURM.

” La Dra. Chang y los directores de la OMS responden a los intereses privados de los laboratorios como Pfizer, Gilead, AstraZéneca o Novartis con la intención de cambiar el patrón de consumo de medicamentos a través de la prescripción obligatoria de fármacos”, añadió el vocero, quien ha sido amenazado en varias oportunidades por la mafia farmacéutica.

La UURM considera que el uso racional de medicamentos en especial de los genéricos es el camino adecuado para alcanzar la salud plena, como así también la liberalización de las patentes de medicamentos esenciales para el mantenimiento de la vida”.

“No puede ser que los intereses de las empresas farmacéuticas se encuentren sobre el derecho a la vida de los pacientes, en particular de poblaciones más afectadas por enfermedades crónicas no transmisibles y aquellas denominadas “huérfanas”. O son muy caras en un caso o inexistentes en el otro”.

“Para la BigPharma, las medicinas son una mercancía e intentan aumentar sus ganancias con diferentes estrategias: por un lado hacen lobby sobre los gobiernos (ministerios de salud, institutos de regulación de medicamentos u oficinas de patentes) para aprobar nuevos medicamentos y extender la protección de los monopolios impidiendo la aparición de genéricos en el “mercado; por otro lado presionan a los médicos para prescribir las medicinas de esos laboratorios, todo con la complicidad global de los directores de la OMS y los CEO de laboratorios farmacéuticos.

“Hay un mecanismo que se viene desarrollando país por país para imponer un Vademecum de medicamentos a la medida de las transnacionales, luego se presiona para aprobar las nuevas medicinas fijar los precios a los que los laboratorios les venden a los Estados y para ello inexorablemente necesitan que los médicos prescriban las medicinas de esas firmas en donde los pacientes son clientes y no seres humanos, y las medicinas son mercancías y no una sustancia que cura una enfermedad”.

“En algunos países de la región se implementan sistemas electrónicos de distribución de medicamentos que fomentan una prescripción oblogatoria de medicamentos en la que intervienen los laboratorios, las cadenas de farmácias y las confederaciones de médicos”, aseguró el vocero de la ONG  de Usuarios Racionales de Medicamentos.

fuente: http://observadorpatentesur.blogspot.com.ar/2015/05/denuncian-plan-mundial-de-las.html

Deja un comentario