Informe especial: la industria farmacéutica argentina y la trama secreta del precio de los medicamentos

1358789101-informeindustriaBUENOS AIRES, enero 21: El sábado pasado, el programa radial Marca de Radio realizó un informe especial sobre la forma en que la industria farmacéutica forma los precios de los productos, gracias a su posición dominante en el mercado. Con el testimonio de especialistas, se analiza el mercado nacional de fármacos y sus derivaciones. Los intereses detrás del “cajoneo” de la ley de Producción Pública de Medicamentos.

Desde hace años, el acceso a los medicamentos es un tema de análisis y debate en la Argentina, que tiene una pujante industria farmacéutica local, con fuerte presencia de capitales nacionales, además de algunas experiencias interesantes en materia de socialización de los fármacos, empezando por el plan Remediar y la ley de producción Pública de Medicamentos. En este sentido, especialistas analizaron en un programa especial la posición oligopólica de la industria y su poder de fijación de precios. Estos ejes fueron los que plantearon en un informe en el programa del periodista Eduardo Aliverti, y que desnuda la trama secreta de los precios de los medicamentos.

La actividad farmacéutica argentina es la segunda actividad con valor agregado del país, y la octava en materia de facturación, según el informe presentado el sábado pasado por el programa Marca de Radio (radio La red, sábados de 10 a 13). Allí, los periodistas Luis Pablo Giniger y Hernán Cocchi hicieron un repaso pormenorizado del mercado nacional de fármacos, pensando la actividad como una de las más importantes en materia sanitaria, pero que tiene una fuerte impronta mercantilista desde hace años.

En concreto, el trabajo hizo hincapié en la enorme franja de precios entre lo que paga el productor por hacer un medicamentos y lo que sale en el mostrador de la farmacia, cifras que llegan a la increíble suma de 17 mil por ciento más, en el caso de algunos ansiolíticos. “Los dolores de la sociedad son las ganancias de las farmacéuticas” resume el informe, que cuenta con varios testimonios, como el de Federico Tobar, que analiza la estructura de costos que tienen los medicamentos, y cómo los laboratorios realizan sus enormes ganancias.

Tobar recuerda que “los mayores distribuidores de medicamentos son los mismos productores, ya que realizaron una integración vertical, donde los laboratorios lograron ser productores y distribuidores”. Además, de los 250 laboratorios que operan en el país, poco más de la mitad son nacionales, aunque 8 de los más grandes son extranjeros. La rentabilidad del sector alcanza casi el 20 por ciento.

Otro de los temas tratados es la ley que fomenta la producción estatal de fármacos y vacunas, hasta ahora no reglamentada. “El artículo primero declara de interés público la producción pública de medicamentos, y declara un bien social los fármacos”, afirma Claudio Capuano, de la Cátedra de Salud y derechos Humanos de la UBA. Para el especialista, es “revolucionaria” esta norma, pero es necesaria reglamentar la normativa.

En la argentina, de cada 10 pesos que se gastan en materia de salud, tres están relacionados con la compra de medicamentos, lo que desnuda no sólo el alto costo de algunos tratamientos sino el fomento de la medicación descontrolada que la industria hace en algunos rubros, como psicotrópicos. El informe, que recorre toda la cadena de valor, es un interesante ejercicio de reflexión que vale la pena escuchar.