Bolivia: Gobierno procura regular el precio de los fármacos

Por Gregory Beltrán – La Prensa

VENTA. Un vendedor expone un fármaco para el comercio. - Gregory  Beltrán La Prensa

VENTA. Un vendedor expone un fármaco para el comercio. – Gregory Beltrán La Prensa

Una ley de 1996 se mantiene vigente. La norma liberaliza este mercado.

El Gobierno pretende regular los precios de los medicamentos mediante una norma que fijará topes para evitar los constantes incrementos observados durante los últimos años en este rubro.

Hasta 1996, el precio de venta de los fármacos eran establecidos por el entonces Ministerio de Salud Pública y Previsión Social, pero a partir de la promulgación de la Ley 1737 por el expresidente Gonzalo Sánchez de Lozada, este comercio quedó librado a las reglas del mercado.

LA CRISIS AFECTA AL SECTOR. La última modificación de precios se produjo el pasado mes, según se pudo constatar en las  farmacias. La elevación alcanzó entre el 5 y el 15 por ciento.

La crisis económica internacional es la causa de este fenómeno, según el gerente general de Laboratorios Droguería Inti, Christian Schilling, quien explicó que en los países de origen, estos productos subieron hasta en 30 por ciento, pero en Bolivia, se intentó atenuar esa alza.

Las modificaciones provienen principalmente de países europeos, como Alemania, lo que obligó, por ejemplo, a subir el precio de los medicamentos en Estados Unidos y España, país donde la inflación en julio se ubicó en el 2,2 por ciento, influida especialmente por el alza de los medicamentos y otros productos farmacéuticos.
Schilling dijo que pese a este hecho, su empresa hizo esfuerzos para evitar un perjuicio mayor al consumidor final, “pero de que hubo aumentos sí los hubo, pero hemos tratado de no traspasarlos al público”.

Fuentes gubernamentales señalaron que se prepara una norma legal para establecer topes máximos de precios, pues la Cámara de Diputados tiene, desde hace dos años, un proyecto de ley para encarar esta tarea.
INDICADORES DE LA INDUSTRIA FARMACÉUTICA. Según un documento del Gobierno, hay 9.607 medicamentos legalmente registrados en el país, de los cuales, 55.18 se comercializan en farmacias y centros especializados. Operan 367 empresas farmacéuticas registradas, que se dedican a la producción, la importación, la distribución o la comercialización de fármacos, pero éstas sólo 99 venden productos esenciales o genéricos.
Este documento señala que “los precios de los medicamentos no están controlados y, por lo general, quedan fuera del alcance de los estratos más pobres”, por lo que existe la necesidad de regular el negocio farmacéutico.
Autoridades del sector, consultadas por La Prensa, optaron por no pronunciarse al respecto porque, dicen, es un tema delicado.

10% de la población es atendida por el sector privado de salud y la cobertura de seguridad social alcanza al 22 por ciento.

EL PROYECTO de lEY de RESPONSABILIDAD SOCIAL EN EL MANEJO DE MEDICAMENTOS Y ESTABLECIMIENTOS FARMACÉUTICOS fue entregado a la Asamblea Legislativa en 2010, pero hasta el momento, no fue tratado en el plenario, pese a que fue aprobado por la Comisión de Educación y Salud. La norma establece la necesidad de fijar precios únicos para los medicamentos.
PRECIOS FIJOS PARA TODOS. Una de las principales características del proyecto de ley es que permite que el usuario pueda adquirir un fármaco al mismo precio en cualquier farmacia del país, cosa que actualmente no sucede, pues es posible encontrar grandes diferencias.