En peligro mil 400 medicinas reguladas

Por Luzmila Mejía Smith / Maracaibo / lmejia@laverdad.com

La Cámara de la Industria Farmacéutica instó a disminuir el tiempo de liquidación de divisas para garantizar la venta de los productos y optimizar los lapsos para la aprobación de los registros sanitarios. Están dispuestos a discutir acuerdos con el Gobierno nacional

Aunque en la actualidad operan aún con capacidad, la Cámara de la Industria Farmacéutica (CIFAR) sufre de limitaciones que ponen en riesgo el abastecimiento adecuado de los medicamentos demandados en el mercado nacional. En un comunicado informaron a la opinión pública sobre el escenario actual de la producción y comercialización de productos en el país.

Desde 2003, el Gobierno nacional -sobre la base de una resolución conjunta con el Ministerio de Salud- estableció el precio de mil 400 productos considerados esenciales según el ente y la Organización Mundial de la Salud. Desde entonces, y pese a una revisión efectuada en 2006 para ajustar el costo a la conversión monetaria, ninguno de los precios de los medicamentos ha sufrido alguna variación.

Ángel Márquez, presidente de CIFAR, informó que dichos productos representan el 30 por ciento de la cartera de medicamentos dispensados en el país, entre importados y de producción nacional. No obstante, para 14 laboratorios, de las 28 empresas adscritas en la cámara, la lista de medicamentos equivale a un porcentaje mayor.

“Existen laboratorios de producción nacional cuyos medicamentos sin ajuste representan más del 30 por ciento. La lista de costo es de prioritaria revisión para garantizar su presencia en el mercado. No merecen que los tengan castigados”.

Márquez detalló que el 80 por ciento de los medicamentos en lista cuestan menos de 16 bolívares. Citó como ejemplo el Ibuprofeno, vendido en el mercado a tres bolívares. “No guarda relación si se compara con una lata de refresco o un helado”.

Otros productos amenazados son las soluciones viales y preparaciones nutricionales. Algunos se comercializan a tres bolívares cuando su costo de producción se registra en diez para garantizar la calidad de los delicados procesos de preparación y su conservación.

Más riesgos

La Cámara Farmacéutica también solicitó la reducción del tiempo de liquidación de divisas para el sector. Hasta el año pasado, los dólares requeridos se cancelaban entre 20 y 43 días de espera; hoy los tiempos se extendieron a 150 días en promedio.

“Una solicitud entra el día 0 y termina liquidándose casi cinco meses después. Esto origina la acumulación de peticiones que afectan nuestra relación con proveedores del exterior. Tanto tiempo de deudas impiden cumplir con los cronogramas de producción tal cual como se habían establecido”.

Márquez sostuvo que se desconocen las razones de los actuales retrasos y exhortó al Ejecutivo nacional a liquidar con mayor celeridad, pues las deudas de ahora afectan las compras de las empresas a  futuro e implican un riesgo para garantizar la producción.

Entre otras peticiones, la CIFAR exige también optimizar los lapsos para las aprobaciones de registros sanitarios, facilitar la producción nacional de medicamentos, y reducir las barreras que limitan su competitividad.

Dispuestos a discutir por soluciones

La CIFAR, desde febrero pasado, asistió a todas las reuniones y consignó toda la documentación requerida por el Gobierno nacional sobre sus solicitudes. Los funcionarios de las instituciones gubernamentales se comprometieron a solventar la situación y disminuir los efectos de las limitaciones a fin de dispensar los medicamentos en el proceso normal. Ángel Márquez, presidente, manifestó su disposición para discutir con el Ejecutivo los acuerdos necesarios. Pero todavía no se obtienen respuestas.

http://www.laverdad.com/zulia/7869-en-peligro-mil-400-medicinas-reguladas.html