ALBA proyecta compras globales de medicamentos, destacan en Nicaragua

Managua, 31 may (PL) La Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA) prepara condiciones legales y normativas técnicas a fin de ejecutar compras globales de medicamentos, según analizan hoy expertos de los países miembros reunidos en Nicaragua. 

Iniciada la víspera, la reunión de directivos tiene la encomienda de contribuir a la puesta en marcha del Centro Regulador y el Registro Único de medicamentos que operará para los integrantes del bloque; es decir el proyecto ALBA-Medicamentos (Albamed).

El coordinador general de la iniciativa, el doctor cubano Rafael Pérez Cristiá, dijo a Prensa Latina que en Managua esperan avanzar en las discusiones de carácter técnico para “cumplir el compromiso que contrajimos con los presidentes”, a quienes corresponderá firmar el tratado constitutivo de Albamed.

Durante el transcurso de este año también continuarán los preparativos con vistas a la creación de la entidad importadora y distribuidora de los medicamentos (Albafarma); de forma tal que en 2013 puedan entrar en funcionamiento el centro regulador y la empresa, señaló el especialista.

Como ente regulador, Albamed asumirá la evaluación y autorización sanitaria en pro de asegurar a los programas gubernamentales de salud el acceso a productos esenciales garantizados por su calidad, seguridad, eficacia y al menor costo posible, expresó.

Ello justifica la importancia de completar el tratado constitutivo del centro de regulación y control, subrayó.

Hace varios años, destacó, venimos trabajando en la definición en una lista de medicamentos esenciales, de carácter genérico, orientados fundamentalmente a la prevención y el tratamiento de las patologías que constituyen las principales causas de muerte en nuestros países.

Al combinarse los aspectos regulatorios sobre calidad, seguridad y eficacia de los fármacos con un proceso de compra centralizada y distribución, podremos dar un gran salto a favor de la esperanza de vida de los habitantes de la región, estimó.

En la mira está garantizar sistemas asistenciales equitativos con acceso a todos los servicios, en lo que los medicamentos y las tecnologías sanitarias juegan un papel importante, apreció el director del Centro para el Control Estatal de la Calidad de los Medicamentos en Cuba, una institución avalada por la Organización Mundial de la Salud.

ALBA, recordó, busca con su Grannacional de Salud respaldar programas públicos basados en el principio de la solidaridad humana y no en lógica del comercio.

Todo el que tenga intensiones de participar en las futuras licitaciones para venderle medicinas al ALBA podrá incorporarse siempre y cuando cumpla con los requisitos establecidos, indicó.

Un principio fundamental es favorecer a las industrias domésticas sean estatales o privadas, de manera que participen activamente en las prioridades de los programas públicos de salud, unido al desarrollo de inversiones para incrementar las capacidades productivas dentro del marco de la Alianza.

Dichas obras inicialmente podrán contar con el acompañamiento financiero del Banco del ALBA, pero luego tendrán su propia sostenibilidad económica, aseguró Pérez Cristiá.

Fundada en 2004, el ALBA está conformada por Venezuela, Cuba, Ecuador, Nicaragua, Bolivia, San Vicente y las Granadinas, Dominica y Antigua y Barbuda, los cuales agrupan a una población de aproximadamente 75 millones de habitantes de América Latina y el Caribe.

ocs/mjm